Miércoles, 15 Noviembre 2017 00:00

“Que nuestra alegría se convierta en testimonio y nos impulse al servicio”

Escrito por  CODIPACS Valle de Chalco
Valora este artículo
(0 votos)

Obispo de Valle de Chalco a más de un millar de agentes que recibieron el ministerio laical

En la Solemnidad de Pentecostés, en la Catedral de San Juan Diego, se llevó a cabo un encuentro preparatorio para la recepción de los Ministerios Laicales en el cual se congregaron un poco más de mil agentes de pastoral provenientes de las parroquias que conforman la Diócesis de Valle de Chalco.

En la primera parte de este encuentro el Pbro. Lic. Eugenio Rafael Salomón Hernández, Párroco del lugar, expuso el tema Sinolidad y Espiritualidad de Comunión, en el que llamó a colaborar entre ministerios y hacer sinergia para proporcionar un servicio integral, dando así testimonio de unidad y Espiritualidad de Comunión. Entre dinámicas y cantos se procedió a la segunda parte, misma que estuvo dirigida por el Pbro. Manuel Tadeo Reséndiz, Responsable Diocesano de los Ministerios Laicales, quien resaltó la importancia del acompañamiento espiritual, ya fuera por medio de un director espiritual o consejero, que puede ser un sacerdote, he incluso otro laico al que se le tenga confianza y de muestras de madurez, escucha, consejo y prudencia.

Al concluir las ponencias la Sra. Ma. Guadalupe Diaz San Juan, Coordinadora Diocesana de Ministerios Laicales, explico acerca de la elaboración del subsidio Orientaciones para los ministerios laicales, mismo que se desarrolló con las diversas comisiones de las provincias eclesiásticas en la CEM, y que está disponible para su consulta y uso como una herramienta para el mejor desempeño de esta labor ministerial. En la misma intervención se presentó a Javier Toriz como nuevo secretario de la Comisión Diocesana de Movimientos Laicales en la Diócesis de Valle de Chalco.

La Celebración Eucarística estuvo presidida por S.E. Mons. Víctor René Rodríguez Gómez, quien expreso: “Lo primero a lo que nosotros nos debemos sentir llamados es al ministerio de la caridad. La caridad nos da la oportunidad de razón y testimonio de nuestra fe; entonces aparecen los ministros de la palabra, que llevan la palabra de Dios en su corazón y la comparten. Cuando vivimos el testimonio de la caridad y el impulso de proclamar con nuestra vida la palabra de Dios, entonces ser ministros extraordinarios de la eucaristía es solamente un servicio. No es escalar la cúspide de la pirámide, al contrario, es un compromiso para servir a los demás.”

“Yo les pediría a los ministros, al igual que el Evangelio de hoy, ‘Que la paz este con ustedes’. Que estemos en paz con nosotros mismos, en paz con Dios nuestro Señor, y en paz con nuestros hermanos. En paz con la vida que Dios nos ha regalado, y en paz con nuestra tarea y nuestro ministerio de cada día. ¡Qué la Paz este con ustedes!” (Jn 20,19).

Visto 42 veces Modificado por última vez en Miércoles, 15 Noviembre 2017 21:38

Deja un comentario

Asegúrate de llenar la información requerida marcada con (*). No está permitido el código HTML. Tu dirección de correo NO será publicada.